En resumen.

En veinte años

Caminaste por la vida como si supieras algo de ella

Te caíste, te levantaste y seguiste hacia delante, rascándote las costras.

Sonreíste

Te ilusionaste

Te reíste

Te volviste a caer

Te pensabas que sabías de lo que hablabas y alguien te tapó la boca.

Perdiste a personas

Ganaste a otras

Jugaste con niños

Abrazaste a animales

Escuchaste a ancianos con la boca abierta

Te enfadaste

Gritaste

Rompiste

Arreglaste

Se volvió a romper

Te balanceaste entre lo bueno y lo malo

Abriste los ojos

Jugaste a perder

a ganar.

Te bañaste en piscinas

en playas

en lágrimas

en recuerdos.

Y sonreíste

Corriste

Quisiste evadirte

Huir

Hablar con alguien

Dar abrazos vacíos

O llenos

Comiste mucho

O poco.

Quisiste a tu familia

Y a algún que otro desconocido

Confiaste

Te fallaron

Aprendiste

Y vuelta a empezar.

Algo más sabio.

Escuchaste.

Soñaste.

Mentiste.

Pensaste.

Te dejaste llevar.

Algo nuevo.

Vuelta a empezar.


Alba Cuartero, A by A.

Ni aprieta ni ahoga.

El amor no entiende de jaulas,  de cadenas.

El amor jamás tendrá algo que ver con la cárcel.

El amor son puertas abiertas para entrar o salir.

El amor son alas para volar.

 

Si no me quieres libre, no me quieres.

Si no me quieres fuerte, no me quieres.

Si no me quieres capaz, no me quieres.

Si no me quieres independiente, no me quieres.

Si no me quieres auténtica, no me quieres.

Si no me respetas, no me quieres.

Si no confías en mí, no me quieres.

Si no me quieres valiente, no me quieres.

 

Y si no me quieres igual o más de lo que me quiero yo,

N O  T E  Q U I E R O.


Alba Cuartero, A by A.