Atlántida

Le bailé el agua a tus mares.

De olas para dentro siempre fuiste muy cálido

y yo siempre quise bucear en aguas del Mediterráneo.

Aunque no hacía pie siempre me las ingeniaba para salir a flote

y coger otra bocanada de aire,

porque quien tiene ilusión de vivir siempre encontrará la manera,

y yo siempre tuve ganas de vivirnos.

 

Le bailé el agua a tus mares.

De olas para dentro siempre fuiste muy cálido,

como quien tiene un secreto y hay que mojarse para llegar hasta él.

 

Alguien antes accedió a tu secreto, lo menospreció tanto que acabó por hundirse.

Tú le pusiste llave y lo nombraste Atlántida.

Ahora ya no accede cualquiera.

Me diste un llavero con múltiples llaves,

como poniendo a prueba mis ganas.

Ya llevo dos juegos,

a la tercera va la vencida.

(O te beso hasta que eches la puerta abajo).


Alba Cuartero, A by A.

En el filo de las horas

Estar contigo era como tumbarme en el filo de las horas.

Pocas veces nos asomamos al precipicio del mañana,

por si las prisas, por si los “y si” , por si dolía.

Siempre nos gustó más observar el segundero de la vida, y presionarlo un poco en sentido antihorario  para poder exprimir mejor el presente.

Sabíamos que el futuro de esperar solo pertenecía a las salas que llevan su nombre, a los aeropuertos, a los hospitales. Supongo que solo espera el que tiene algo certero, el que tiene duda o al que no le queda más remedio.

¿Se puede tener algo certero en el futuro del mañana sin esperarlo?

No lo tengo claro. En cualquier caso, solo sé que el pasado del mañana será hoy,  y quiero que sea memorable,

así que me voy a exprimirlo

y el futuro que venga con las noticias que quiera.


Alba Cuartero, A by A.

 

Sin pausa ni prisa

A fin de cuentas la vida es tomar decisiones

y yo te quiero a ti,

pero no de esa manera,

te quiero cerca, muy cerca.

 

Ya no sé correr detrás del destino.

Ya solo sé ser corriente  –que no común

y fluir con los minutos.

Y si cada dos son eternidad sin ti,

me quedo conmigo fugazmente.

 

Ven cuando quieras,

siempre tendrás motivos para elegirme.


Alba Cuartero, A by A.